Ciudad / Eficiencia hídrica

Providencia reactivará históricas acequias de la comuna para el riego de árboles en sus principales avenidas

Proyecto permitirá utilizar agua del Canal San Carlos para regar el arbolado patrimonial de las principales avenidas y evitará el uso de agua potable para estos efectos, combatiendo así uno de los principales perjuicios del cambio climático. Implicará la reparación de la red de 18 kilómetros de acequias que tiene la comuna.

Agencia Uno

El escenario de escasez hídrica que se registra en gran parte del país se ha convertido en un desafío para las ciudades, dada la necesidad de adaptación a esta nueva realidad generada por el cambio climático. Una de las alternativas que aparece como solución es la recuperación de infraestructura ya instalada y que en los últimos años ha estado en desuso, así como el reúso del agua.

Así lo entendió la Municipalidad de Providencia que esta semana aprobó una licitación con el fin de reparar las acequias que existen en algunas de las principales calles de la comuna, para así regar los árboles patrimoniales con agua tratada proveniente del canal San Carlos, dejando de utilizar agua potable para estos fines, como se realiza actualmente.

Desde la dirección de Aseo, Ornato, Medio Ambiente y Mantención (DAOM) de la Municipalidad de Providencia explican que los árboles patrimoniales de las avenidas Ricardo Lyon, Pedro de Valdivia, Los Leones, Francisco Bilbao y Suecia-Bustos promedian edades de hasta 100 años, con alturas de 20 a 25 metros y diámetros de copa cercanos a 15 mts. “Ello implica que tienen una necesidad hídrica distinta a los del resto de la comuna, ya que durante todo su desarrollo han recibido riego por acequias, lo cual ha generado un desarrollo radicular superficial adaptado al régimen hídrico entregado”, señalan desde la DAOM.

Se estima que hay cerca de 42.000 árboles plantados en diferentes calles, avenidas y pasajes de la comuna, de los cuales 2.300 son regados a través de un sistema de acequias. Este sistema de riego tiene su origen en la Colonia y es parte del patrimonio de la comuna, y mucha de la infraestructura actual es de inicios del siglo pasado. Sin embargo, el paso de los años y fundamentalmente las numerosas obras de urbanización e infraestructura que se han ido desarrollando en la comuna han causado una pérdida de operatividad, y muchos de estos canales no funcionan desde hace décadas.

Acuerdo con Costanera para piscina decantadora

La puesta en marcha de esta iniciativa, que cuenta con el apoyo de la Sociedad de Canalistas del Maipo, tiene un paso previo, que es el reacondicionamiento de una piscina decantadora de agua que la comuna de Providencia tiene en las inmediaciones del mall Costanera Center, que será el depósito al que llegará el agua del canal San Carlos y desde donde fluirá el recurso hídrico hacia las acequias de la comuna.

Precisamente la gigantesca torre de 62 pisos emplazada en el límite este de Providencia juega un rol indirecto en este proyecto. El acuerdo al que llegó el municipio con la empresa de Horst Paulmann, a mediados de octubre, en materia de mitigaciones para poner en marcha el edificio principal del complejo, permitirá financiar la puesta en marcha de la piscina decantadora.

Al respecto, el concejal de RD por Providencia, Tomás Echiburu, plantea que “es una negociación en la que venimos como municipio hace un buen rato, y que ahora está en Contraloría y debería tener luz verde pronto. Así deberíamos avanzar en la adaptación de las piscinas de decantación porque tienen una tecnología antigua, cuya restauración no es barata y tienen que ser adaptadas a tecnologías más actuales”.

Por ello, en paralelo esta semana se adjudicó la licitación para la mantención y operación del sistema de riego por acequias de Providencia, que involucra un desembolso de $280 millones en un plazo de 18 meses, y que contempla además un estudio de factibilidad para la extensión de la red con los estanques de acumulación que existen actualmente en el Parque Inés de Suárez.

Se estima que en total la red de distribución de agua por acequias en la comuna tiene una extensión de 18 kilómetros, y la reparación más compleja se dará en aquellos lugares en que las zanjas de las acequias se vieron afectados por la construcción de accesos vehiculares.

Respecto a la importancia de utilizar agua de canal en vez de agua potable, María Loreto Mery, ex secretaria ejecutiva de la Comisión Nacional de Riego (CNR), destaca que la iniciativa va en la dirección correcta en el contexto de cambio climático y escasez hídrica que se vive en estos días.

“La idea de aprovechar aguas residuales siempre es una ventaja, sobre todo para algo que es ornamental y no de árboles productivos. También es importante que la Sociedad de Canalistas del Maipo y el municipio trabajen en conjunto entregando un enfoque territorial a la distribución del recurso hídrico, porque es la única manera de enfrentar los cambios que genera el cambio climático”.